Esperando que caiga la noche, un padre de piel morena interrumpe el cuarto de su hijastra que está  durmiendo completamente desnuda boca abajo y al ver ese culazo se acerca sigilosamente y comienza a meterle un dedo para mojar el coño y así pueda aguatarle su polla, y cuando sintió que estaba listo le metió la cabeza en eso la chica abrió los ojos pero dejo que continuara follándola.